Cambio de Guardia en el Palacio Presidencial


En el Centro Histórico de Quito, la Plaza de la Independencia – también conocida como Plaza Grande – es parte esencial de cualquier recorrido de la ciudad y, tal como la Plaza de San Francisco, es un espacio hermoso –donde uno debe simplemente sentarse a mirar como pasa el mundo a su alrededor.  En la Plaza de la Independencia está el Palacio Presidencial, y es en el exterior de este imponente edificio donde se congregan multitudes cada lunes para observar la colorida ceremonia del cambio de guardia.  El Presidente del Ecuador participa personalmente cuando se encuentra en el país, y tuvimos la suerte de estar allí un día lunes.

La ceremonia comienza puntualmente a las 11 de la mañana, pero los preparativos se realizan desde mucho antes, con caballos muy bien arreglados y aperados, inquietos y bufando, formados en la calle, y limosinas llenas de personajes importantes que arriban al palacio por la puerta lateral.  Encontramos un lugar apropiado para observar y pudimos mirar a un grupo de niños de escuela que habían sido escogidos para ocupar la primera fila, mientran se alineaban y preparaban sus cámaras de fotos.  Justo a tiempo, apareció la hilera de guardas en impecables uniformes rojo, azul y blanco, portando la bandera nacional, al tiempo que la banda tocaba varias marchas marciales y el Himno Nacional, y un grupo de tamboreros se unía a la bien planificada coreografía alrededor de la plaza y las columnatas del palacio.

 Mientras tanto, arriba en el balcón, apareció el Vicepresidente Lenín Moreno, recibido con aplausos, y seguido por el Presidente Rafael Correa, que estuvo largo tiempo sonriendo y saludando con la mano a la multitud que se encontraba en la plaza.  Debe haber habido por lo menos 15 personas junto a él en el balcón, muchos con gafas oscuras y audífonos visibles; aún así, al Presidente se lo percibía increíblemente accesible y muy relajado, dándonos la espalda para saludar a la bandera nacional que estaba siendo izada en la parte superior del palacio, ya hacia la culminación de la ceremonia.

 Yo he estado bastante tiempo en Quito, pero nunca había experimentado esto antes, y realmente disfruté del espectáculo, la atmósfera y la oportunidad de fotografiar de cerca al Presidente!  Se lo recomiendo si va a estar en Quito un lunes por la mañana.

Comments are closed.

%d bloggers like this: